Anonymous, un grupo internacional de ciberactivistas anónimos, reapareció tras la muerte de George Floyd, un afroamericano desarmado que murió a manos de la policía el pasado 25 de mayo. La organización de hackers publicó un video en redes sociales en el que condena el abuso de las autoridades contra los ciudadanos afroamericanos en Estados Unidos.

Ante los disturbios, el presidente de EE. UU., Donald Trump, sugirió una intervención militar con fuego real o ilegalizar un movimiento antifascista a los que el mandatario acusa de liderar la violencia en las manifestaciones. Ante estas palabras del presidente Trump, Anonymous revivió la polémica sobre el magnate Jeffrey Epstein y su red de explotación sexual a menores: el grupo acusó a Trump de estar implicado en esa red. Nada nuevo, pues ya el Presidente había sido relacionado y se habían sacado fotos y videos de su participación en varias fotos con el magnate. 

“Hiciste matar a Jeffrey Epstein para encubrir tus historias de tráfico y violación de niños”, escribe Anonymous junto al enlace que lleva a la prueba documental, en un mensaje que el grupo publicó ya en 2019.

 El supuesto documental que denuncia Anonymous es el llamado “Pequeño libro negro de Jeffrey Epstein” en el que se exponen nombres de personas que habrían asistido a los eventos organizados por el magnate, quien se habría suicidado el 10 de agosto de 2019 en la celda del Centro Penitenciario Metropolitano en Manhattan. Una serie de Netflix reconstruye la red de abuso sexual y en él se menciona en varias ocasiones su amistad con Donald Trump.

Según el Departamento de Justicia de Estados Unidos, “Epstein fue encontrado inconsciente en su celda, por un aparente suicidio”. El programa 60 Minutos de la CBS puso en su momento en duda la versión del suicidio. En el supuesto libro de Epstein están, entre otros, la hija del presidente, Ivanka Trump, y su exmujer, Ivana.

 

Epstein enfrentaba una investigación por haber creado, junto con su pareja, Ghislaine Maxwell, una red de pedofilia que involucraba a grandes personalidades de Estados Unidos y de todo el mundo, como por ejemplo el Príncipe Andrés del Reino Unido, la modelo Naomi Campbell, el ex primer ministro británico Tony Blair, el antiguo alcalde de Nueva York Michael Bloomberg, el actor Kevin Spacey  o el cantante Mick Jagger, entre otros.

Con la muerte de Epstein parecía que se llegaba a su fin a un proceso en el que podrían haberse sentado en el banquillo y ser condenados nombres importantísimos de la política o la economía estadounidense y mundial. 

Otras actuaciones de Anonymous

Los hackers internacionales de Anonymous habían advertido hacía unos días que tomaría medidas ante la muerte de Floyd. Entonces, amenazó al Departamento de Policía de Minneeapolis a través de un vídeo en Facebook y Twitter. En la grabación, aseguraban que dentro de las comisarías se encuentran “delincuentes” protegidos por sus propios compañeros.

Alternando una retórica dura con empatía, y con un ojo puesto en su base electoral, Donald Trump se muestra inseguro sobre qué tono aplicar ante las furibundas protestas contra el racismo que sacuden Estados Unidos.

Anonymous se hizo famoso cuando destapó el escándalo de WikiLeaks y se declararon enemigos de todos los que le negaron su apoyo a Julian Assange; Además, han hackeado múltiples sitio web de instituciones gubernamentales, agencias y otras corporaciones y entidades. 

También han lanzado ataques a varias páginas oficiales en muchos países; en 2014 lanzó la campaña #OpHackingCup, con la que ratificaron su apoyo a las protestas en Brasil en contra de la organización de la copa del mundo. El primer blanco de esta ofensiva fueron nueve páginas del gobierno. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí